lunes, octubre 31, 2005


Si volviera el tiempo atrás, vería una mano pequeña haciendo huecos en mi palma, tratando de meterse adentro mío como un gusanito inquieto (Pablito, vos me entendes)
Ahora veo un muchachote, lindo él, fuerte él, pero igual de tierno, igual de cariñoso, igual de mimoso, con la poesía en el alma y la musica en su corazón,
Son una prolongación los hijos de uno mismo...eso se siente día a día, cuando los vemos crecer, parecidos a veces a nosotros sus padres...eso es un gran placer, un logro, la vida de uno, en otros...ellos son nuestros hijos, flechas que mandamos al espacio, llenos de ilusiones, con la pequeña esperanza que no vuelen demasiado alto, asi los podemos ver.

2 comentarios:

Pablo dijo...

...Como ser breve con la persona que mas amo en el mundo...?...como resumir todo el amor que te siento en una frase...No me alcanzan las palabras Baba ¡¡...TE AMO...y te voy a mimar hasta el ultimo dia de mi vida...te amo...YO....

Tu pototolo..

FLOYD dijo...

QUE BUEN PENSAMIENTO ( TANTO DE LA MADRE COMO LA DEL HIJO )TE FELICITO SE VE A LEGUAS QUE SON UNA FAMILIA UNIDA. YO NUNCA ME CANSE DE DECIRLE A MI PADRE QUE LO AMABA AHORA QUE SE HA IDO NO ME CANSO DE EXTRAÑARLO... A MI MAMAITA SE LO REPITO DIA A DIA Y TRATO DE DEMOSTRARSELO SIENDO UNA MEJOR PERSONA CADA DIA OS FELICITO DE VERDAD A LOS DOS LA VERDAD ES QUE HE ENTRADO DE CHISMOSO POR TU BLOG Y ESTA MUY PADRE TE COLOCARE EN MIS FAVORITOS PARA SEGUIR VISITANDO TU SIT